Red Lights / Psíquicos (2012)

De Niro vuelve a actuar en una película con buenas atmósferas, pero con un final bien cuestionable.

La anterior película de Rodrigo Cortés es Buried, una cinta en que el protagonista se pasaba todo el metraje encerrado en un ataúd de madera y la cámara recurría a varios trucos para mantener la tensión. Muchos rechazaron la decisión del director de no salir del ataúd (¿quién quiere ir a encerrarse a un cine a ver a un tipo encerrado en un ataúd por 90 minutos?), pero cualquiera sea el sentimiento que genera esa decisión, lo que dejó Buried fue el anuncio de un talento cinematográfico digno de considerar. No es una decisión fácil filmar una película bajo esas restricciones y mucho menos hacerla tan entretenida.

Red Lights es el segundo largometraje de Rodrigo Cortés y esta vez vuelve recargado. En el elenco cuenta con Sigourney Weaver, Cillian Murphy, Robert De Niro (!) y Elizabeth Olsen para contar la historia de un físico obsesionado con desenmascarar a charlatanes y psíquicos. Tom Buckley (Murphy) trabaja con la doctora Matheson (Weaver), con quien además comparte una relación de madre-hijo mentor/alumno, en una cátedra universitaria que se dedica a enseñar las diversas formas que esos embaucadores engañan a las personas. Aquí no delatan las técnicas detrás de cuentos del tío ni pepito paga doble, porque sus sujetos de estudio son casas embrujadas, gurúes de lo metafísico y todo “fenómeno paranormal” que llame la atención. Y además de enseñar, muy al estilo de una pareja de superheroes, en sus ratos libres acuden a los llamados de diversas personas para desenmascarar y descubrir el truco detrás de estos embaucadores.

you lookin' to me?
you lookin’ to me?

Es cuando un psíquico retirado hace 30 años decide volver a la luz pública que la película realmente empieza. Robert De Niro interpreta a Simon Silver, un ciego que tiene increíbles poderes que le aseguran un estatus de superestrella de Rock. Tom lo ve como una oportunidad única para descubrir el truco tras las actuaciones de Silver. Silver es el desafío máximo, pero curiosamente la doctora Matheson le pide que no hay nada que investigar sobre Silver y que lo deje ir. Por supuesto, no todo es lo que parece y nadie parece estar a salvo cuando Buckley decide perseguir a Silver.

Después de ver Red Lights queda claro que el director sabe manejar atmósferas, encuadres y guiar un diseño de producción acorde a la cinta. Hay una especial atención al aspecto visual, especialmente a la iluminación y las luces rojas que recorren toda la película remarcan la idea de que estamos viendo una cinta en que el director se trae una carta bajo la manga. De la misma forma, el director usa las imágenes, el sonido y especialmente lo que se intuye para generar sustos y saltos. No todos se los ha ganado, porque hay varios gratuitos que no conducen a nada. Ya saben, ese momento en que un personaje escucha un ruido extraño, la película eleva la tensión y te asusta cuando te muestra que en realidad era un pájaro o un ratón el que hacía el ruido y no el monstruo o lo que sea que estaba amenazando al personaje. Casi todas las cintas de susto y horror tienen ese tipo de escenas, pero lo único que logran es bajarle la calidad a la cinta. Y en Red Lights también hay de esas escenas.

La hermana Olsen que nos cae bien
La hermana Olsen que nos cae bien

En todo caso, nada del aspecto visual serviría mucho si los actores no funcionaran. De Niro está actuando, para variar, y Murphy hace un buen protagónico que lo lleva de la excesiva confianza al susto y la paranoia. Además, los secundarios también muestran lo suyo, especialmente Sigourney Weaver y Toby Jones. Eso sí, Elizabeth Olsen aparece desaprovechada con un personaje que se queda en la mera pareja del protagonista.

Ah, y el final seguro que va a generar reacciones.

La cinta es entretenida y es agradable volver a ver a Weaver y De Niro en pantalla, especialmente a éste último mostrando su lado amenazante, pero se queda en el mero entretenimiento gracias a algunas cuestionables decisiones del director.

Notas, comentarios y SPOILERS:
– En serio, nunca nombran a la universidad donde trabajan Buckley y Matheson
Respecto del final: Rodrigo Cortés trata de mandarse un M. Night Shyamalan, o sea, tratar de ser más inteligente que el espectador. Los personajes se demoran 90 minutos en descubrir que Silver no es ciego, pero nosotros ya lo sabíamos. No es que esto en sí sea un pecado, pero es que el misterio no está tan bien armado como para convertirse en una sorpresa. Cosa muy distinta es la segunda revelación, que parece una trampa, un deus ex machina digno de las peores temporadas de Lost.
Elizabeth Olsen se parece mucho a Maggie Gyllenhaal.
– Puede que la cinta plantee un enfrentamiento entre ciencia y supercherías, pero no le da la suficiente profundidad como merecer mayor comentario.

Un comentario en “Red Lights / Psíquicos (2012)

  1. Luces Rojas, un filme que te va a mantener cautivado de inicio a fin, gracias a ser una producción lena de suspenso y misterio. La historia es relevante y los actores vaya que destacan, por ejemplo la participación de Leonardo Sbaraglia es una de las cuales más me agradó, un actor que ha participado en otros películas y siempre obtiene mucho éxito. El final quizá no es lo que se espera, pues deja algunos cabos sueltos, pero en general es buena película.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s