Un hombre de la edad media

Hoy, en las cartas al director de El Mercurio:

Señor Director:

El Presidente de la República ha dicho que su gobierno promoverá la regulación de las uniones de hecho, pero “sin desnaturalizar la esencia del matrimonio”. La verdad es que esta es una frase
estrictamente incorrecta, porque el matrimonio chileno, tal cual hoy es regulado, ya está desnaturalizado, desde el momento en que existe la posibilidad de divorcio vincular.

Con todo, si al matrimonio que ya tenemos le agregamos una nueva alternativa legal para vivir en pareja, ello significará que los chilenos, en el futuro, cuando deseemos vivir en pareja, tendremos al menos cinco opciones (hoy como base hay tres): a) el matrimonio disoluble; b) la mera convivencia de hecho con pareja de uno u otro sexo (dos opciones) ; y c) otras dos alternativas, que nacen de la posibilidad de optar por un acuerdo de vida en común, según los términos de lo que se ha podido leer en la prensa, con pareja hetero u homosexual.

Pensar que estas nuevas opciones legales no supondrán una afectación a la normativa que actualmente existe sobre el matrimonio, es una ilusión y no pasa de ser un ejercicio retórico. Si con la actual situación legal la gente está prefiriendo convivir en vez de casarse —tal vez huyendo del compromiso— con una alternativa legal menos comprometedora, lo más seguro es que lo que disminuya sea el matrimonio y no la mera convivencia de hecho. Por ello, me parece que la nueva regulación, con toda probabilidad, será un sucedáneo del matrimonio.

Es una pena que el Presidente Piñera opte por este camino, pues lo único que logra con ello es agregarles una nueva decoloración a las ideas que le sostienen políticamente. Podrá pensarse que a Chile le hace bien una derecha liberal y desideologizada, si es con cargo a restarle fuerzas a la izquierda. Pero si es para destruir a la sociedad, me parece grave y políticamente inadmisible.

Jorge Baraona González

Es chistoso cómo este personaje alega que “el matrimonio chileno” ya se ha desnaturalizado (horror) porque se ahora se permite el divorcio vincular. Pero no le basta con hacernos reír con sus ideas anticuadas, porque también es guionista de Hollywood. O sea, lo más probable es que según este caballero en la película 2012 el mundo se destruía porque el personaje principal estaba separado de su esposa y sus hijos viviendo con ella y la pareja de ella. La morbosidad! El libertinaje! Y es que el argumento favorito, aunque en realidad tienen varios, es que el mundo se va a acabar si se permiten cosas tan justas como el matrimonio entre personas del mismo sexo. ¿Se acuerdan que el mundo se iba a acabar porque en nuestro país existiría el divorcio? ¿La sociedad chilena se iba a ir a las pailas? Y cuando las mujeres iban a votar por primera vez, ¿se acuerdan que las familias se desintegrarían sólo porque anhelaban algo tan justo como votar?

Estoy seguro que verán frecuentes posteos sobre cartas enviadas al director de El Mercurio, porque la cantidad de payasos que escriben sus leseras ahí. Me imagino que ese director debe tener una paciencia gigantesca.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s